Alex Katz

red-coat-1983

red-coat-1983

Todos sentimos debilidad por algunos artistas que, sin explicarnos muy bien el motivo, nos atraen y nos conmueven profundamente. Debo de confesar que en mi caso personal uno de estos creadores es Alex Katz (Nueva York, 1927).

Como tantos otros grandes maestros, este pintor y escultor norteamericano, ha comprendido que la esencia del arte no se logra por acumulación sino por un proceso depurativo que elimine de la obra todo aquello que es superfluo o innecesario para lograr la comunicación con el espectador.

En este sentido Alex Katz es todo un ejemplo. En la aparente simplicidad de sus composiciones (normalmente retratos, paisajes o temas florales) se aprecia una meditada composición, una calculada manera de exponer el objeto representado ante nuestros ojos. Y lo mismo puede decirse de los colores, potentes, plenos y de una expresividad rotunda.

Alex Katz estudió pintura en la segunda mitad de los años 40 en la Escuela de Arte de Skowhegan (Maine) donde se formó especialmente en la pintura de paisajes. Durante sus primeros años de ejercicio de la pintura Katz no acababa de encontrar una línea de trabajo que le satisfaciera (se cuenta que más adelante llegaría a destruir más de un millar de obras de esta época).

A comienzos de los años 60, Katz empieza a sentirse atraído por la estética de las grandes vallas publicitarias, los carteles de cine, la publicidad…, y su pintura evoluciona hacia los grandes formatos y hacia una mayor simplicidad de trazo, tintas y composiciones. Su esposa, Ada del Moro, se convierte en su principal fuente de inspiración y la retrata una y otra vez. A mediados de la década, Alex Katz comenzará a experimentar con el grabado en todas sus variantes técnicas. En él encuentra un buen aliado en su continuo proceso de experimentación de la simplificación formal.

El éxito le llegaría definitivamente a Alex Katz en el año 1974 cuando su obra es expuesta en el Withney Museum de Nueva York. Desde entonces Alex Katz es un artista que goza de un merecido prestigio que hace que sus obras se expongan en los mejores museos de arte contemporáneo del mundo y que sus exposiciones temporales sean muy frecuentes y publicitadas.

Por fortuna, Alex Katz, dispone de una página web oficial de reciente creación (hasta el punto que se siguen incorporando poco a poco imágenes y datos) que te permitirá conocer mejor a esta artista extraordinario. Si quieres visitarla, pulsa AQUÍ.

 

Be the first to comment on "Alex Katz"

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*