Giovanni Antonio Canal, Canaletto

canalettorc

canalettorc

Giovanni Antonio Canal, conocido como Canaletto (Venecia, 1697 – 1768), es un pintor peculiar por cuanto, aunque sin ser considerado nunca como uno de los grandes de la historia de la pintura, ha mantenido un alto reconocimiento a su calidad artística desde su época hasta nuestros días.

Esta unanimidad en la valoración de su trabajo es consecuencia de una obra amplia, coherente y muy efectista, basada, sobre todo, en el género de la veduta que hizo furor en la Europa del siglo XVIII.

Canaletto era hijo de Bernardo Canal, un pintor especializado en escenografías teatrales en cuyo taller se formó y del que mantendría el hábil tratamiento de la perspectiva, los volúmenes y la iluminación de sus escenas. En principio, Canaletto debía continuar la tradición paterna, pero en un viaje a Roma conoció a Giovanni Paolo Pannini, un pintor especializado en la veduta, y supo ver las posibilidades que este particular género paisajístico podía tener en su carrera.

De vuelta a Venecia, Canaletto comienza a pintar vistas de los lugares más significativos de su ciudad, el Gran Canal, San Marcos, la Piazzetta, el Rialto… Su intención era la de vender estos cuadros a los jóvenes ingleses (y en menor medida de otros países europeos) que recorrían Italia durante su Grand Tour, y querían conservar testimonios de las ciudades que visitaban. El vedutismo es, en cierta manera, un precedente exquisito y realmente artístico de los souvernirs que los actuales turistas solemos comprar en nuestros viajes.

Aunque otros pintores venecianos anteriores, como Luca Carlevarijs o Marco Ricci, ya habían practicado el vedutismo, ninguno de ellos obtuvo el enorme éxito de Canaletto entre los jóvenes viajeros del Grand Tour. De esta manera, los cuadros de Canaletto se difundieron por las mejores colecciones pictóricas del continente y su fama se multiplicó.

Hasta tal punto la figura de Canaletto se vincula al vedutismo y al fenómeno de los viajeros británicos en Venecia, que cuando la Guerra de Sucesión austriaca hizo disminuir el número de visitantes ingleses a la ciudad, Canaletto se trasladó a vivir a Inglaterra donde era muy popular y cotizado, y donde pinto un buen número de magníficos paisajes. Allí permaneció entre 1755 y 1764.

Calmada la situación en el continente, Canaletto regresó a Venecia consolidando no sólo su fama, sino poniendo las bases de la tradición vedutista de la ciudad que prolongarían autores como su propio sobrino, Bernardo Bellotto, o Francesco Guardi.

Para que puedas disfrutar de la obra de Canaletto nuestra recomendación es que visites la página que le dedica la web de la Royal Collection en la que encontrarás una buena selección de cuadros y dibujos convenientemente clasificados. Puedes acceder,pulsando AQUÍ.

También te recordamos que uno de los cuadros de Canaletto, La entrada del Gran Canal y Santa María della Salute (1730) forma parte de nuestra particular Historia de la Belleza. Si te interesa puedes leer el comentario que le dedicamos pulsando AQUÍ.

 

Be the first to comment on "Giovanni Antonio Canal, Canaletto"

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*