Sueños de una mujer

000_venusurbinotizianored

000_venusurbinotizianored

“Una mujer de Tiziano

En un rincón tranquilo del Museo, en donde el

sol de última hora de abril sueña un triste

nimbo de oro lírico, la mujer que pintó Tiziano,

bella, pomposa, de carne de oro, con el pecho

desnudo y el pezón grande y rosa como un

fresón, sueña largamente…

Sueña quizá en las tardes del renacimiento italiano, cuando

bajo las grandes frondas de Florencia, las escalinatas

llevaban —como una apoteosis de amor, de jenio y de

riqueza— la belleza, el arte y el amor a suntuosos festines

de la carne y del espíritu.

O en las tardes de Venecia sobre el mar de invierno, en

lejanos domingos, cálidos de oro, cuando la fiesta de la

vida responde a la fiesta del cielo, opulentamente azul, lleno

de monumentos, de cúmulos blancos, rosados, dorados…

O en el Carnaval de Roma, lijero y galante, entre las

piedras eternas de San Pedro, paseando por las lojias”.

 

En: “Baladas de Amor” ( Juan Ramón Jiménez)

Be the first to comment on "Sueños de una mujer"

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*